Con el fin de compartir conocimientos sobre tecnologías de producción agrícola amigables con el medio ambiente para aumentar la resistencia de los sistemas de producción del país ante el cambio climático, investigadores del CIAT participaron en el Primer Congreso Internacional “Retos y oportunidades para la producción agroecológica” en Managua, Nicaragua. El evento fue organizado por el Instituto Nicaragüense de Tecnología Agropecuaria (INTA) y reunió a 300 productores de distintas zonas de Nicaragua, académicos, investigadores, institutos de desarrollo nacionales e internacionales y actores del sector privado latinoamericano.

Luego que Nicaragua pasó la Ley de Producción Agroecológica y Orgánica en 2011, el gobierno ha trabajado para incorporar principios agroecológicos en la planificación y políticas relacionadas al manejo de la agricultura y los recursos naturales. El Congreso brindó una plataforma para realizar un primer intercambio nacional entre productores nicaragüenses interesados en la agroecología, científicos, actores del sector privado y activistas de otros países de Latinoamérica.

“La agroecología es un concepto que integra un enfoque holístico a la producción. Va más allá que simplemente buscar mayores rendimientos de cultivos, hacia un mejor desempeño de los sistemas en su totalidad, así como un manejo adecuado de los recursos naturales”, expresó Miguel Obando, subdirector del INTA, durante su discurso magistral.

Como parte de su colaboración continua con los esfuerzos de investigación para el desarrollo agrícola de Nicaragua, científicos del CIAT y el Programa de Investigación del CGIAR sobre Sistemas Integrados del Trópico Húmedo (Humidtropics) participaron en el panel central de conferencistas y contribuyeron a distintas sesiones de trabajo durante el congreso, compartiendo sus conocimientos y facilitando discusiones con base a su experiencia promoviendo las técnicas agroecológicas en Nicaragua.

Orlando Téllez, técnico del CIAT, compartió su experiencia de la mano con Pablo Siles, investigador de suelos del CIAT, durante una sesión sobre “Agroecología y biodiversidad: recursos genéticos y territorios agroecológicos”. Téllez explicó los componentes para el establecimiento y el manejo del exitoso Sistema Agroforestal Quesungual para restaurar suelos y paisajes degradados.

Mirjam Pulleman, investigadora de suelos del CIAT, también participó en esta sesión con una presentación sobre el papel de la biodiversidad del suelo para la intensificación ecológica de la agricultura y el mejoramiento de la biodiversidad de suelos a través de prácticas de manejo, incluyendo sistemas agroforestales y silvopastoriles.

Durante el tercer panel central de conferencistas sobre “Agroecología, seguridad alimentaria y cambio climático”, Katharina Schiller, investigadora de Humidtropics en el CIAT, compartió las prácticas y los cultivos utilizados por productores nicaragüenses para diversificar sus sistemas de producción, así como las percepciones sobre cómo la agroecología contribuye a la resistencia de las fincas ante el cambio climático, durante su presentación “Agroecología en Nicaragua: Diversificación de sistemas productivos y cambio climático”.

Las presentaciones fueron recibidas con entusiasmo por los participantes del Congreso, resaltando el liderazgo científico continuo y las contribuciones del CIAT hacia las prioridades de investigación de Nicaragua en torno a la agroecología para el desarrollo agrícola del país.

Pin It on Pinterest

Share This